domingo, 21 de agosto de 2011

El Peronismo es una doctrina argentina, nacional y popular.



"El Peronismo es una doctrina argentina, nacional y popular, pero argentina, que genera trabajo y beneficios sociales para los argentinos, no puede ser que tengamos que aguantar que los chilenos vengan a nuestro pueblo a usar los beneficios sociales que genera el peronismo."


Esta sentencia del Intendente de Pozo del Águila mereció la condena de la blogósfera Nac&pop mimetizada de progre y de la progresía, ni hablar.

Sin embargo, los dichos del compañero del FPV neuquino Roby Fernández, más allá de su aparente incorrección política responden a criterios de racionalidad implacables: cualquier país debe regular sus políticas inmigratorias en atención a satisfacer primero la demanda de sus habitantes.

A esto agregaremos el usufructo indiscriminado del contrabando de combustibles en,esta zona por lo menos,donde los hermanos chilenos en un promedio de 500 visitas a Rio Turbio por dia con una carga de 60 litros por viaje ;son 30000 litros al dia , que son 900.000 mil litros al mes.Esto se agrava por el mercado negro hormiga que se vive diariamente donde productos de la canasta familiar son arrasados de la unica firma comercial y monopolica que existe en la cuenca.

Aca existe una falta de regulacion respecto de nuestro beneficio(subsidio),que afecta a todo el pais y que nuestros representantes locales y/o provinciales no toman en concideracion.

Es un juego de oferta y demanda sencillo, en un mercado que debe ser regulado. Ya sabemos a dónde nos llevó la desregulación en el terreno económico, pensémoslo también y apliquemos las lecciones aprendidas en el ámbito de los inmigrantes ilegales. Regulación estatal, solo eso demandamos los justicialistas.

Falta mucho, la reforma tributaria, la reforma finaciera , la reforma del reglamento de la AFA, los glaciares , en especial la zona periglaciar que así no puede seguir , salvar a las yungas , detener el desmonte, frenar la minería a cielo abierto, proteger el gas, el agua, la luz, el teléfono,la estatuyente municipal, la ley de sufragio ,muchos son los temas de la agenda progresista aún pendientes.

Es hora de empezar a legislar (a los que les corresponda) sobre estos problemas que en el fondo afectan la economia.Acordemosnos que despues del verano vienen las otras estaciones,es un ciclo.Hoy las vacas gordas, mañana tal vez sean capones y flacos. Esta bien ser optimista pero siendo previsor.



ANDRES PEEBLES