sábado, 16 de junio de 2012

El comercio natalino de los años 40


El nutrido comercio de la década del cuarenta, presentaba una enorme cantidad de avisos comerciales en la prensa local, a través de ellos, es posible conocer los artículos de consumo de la población natalina, tanto en relación a la alimentación, línea de vestir, cigarrillos, licores y otros, que nos permiten acercarnos a esa época, para ahondar en esta información hemos recurrido a los periódicos; "El Esfuerzo", órgano oficial del Sindicato de Campos y Frigoríficos y "El Austral" de Puerto Natales: El avisaje comercial, reunía ciertas particularidades, en muchos casos no registraba la dirección de los locales, puesto que se daba por entendido que en pueblo chico "todos se conocían". Ofrecían sus múltiples productos, pues se trataba de almacenes de "ramos generales", que contaban con diferentes secciones; almacén, tienda, cristalería y compraventa de productos regionales. Por otro lado en algunos anuncios se hacía verdadera gala de originalidad, podríamos decir que se trataba de verdaderos precursores de los modernos comerciales que conocemos hoy día. La tienda "La Nueva Esperanza", anunciaba "Bueno, Bonito y Barato". En Almacén sus bajos precios, conservassurtidas, mantequilla argentina, quezo, harina tostada, manteca, confite y chocolates. Tienda batas para fiestas, trajes, zapatos de caballero, señoras, señoritas y niños. Se entrega ropa para señoras, abrigos a medida. Para finalizar afirmaba; "No confunda, la tienda y almacén "La nueva Esperanza" es la que vende más barato, visitela y se convencerá". Firmaba el aviso Adelaida Ruiz de Saldivia. Otro aviso algo curioso era el siguiente; "Banderas de todo el mundo, pero con la bandera chilena, será obsequiado con un paquete de cigarrillos Mapocho, Cuyanito, Cazadores. Fume estas marquillas y busque la bandera chilena". Auspiciado por la Sociedad Nacional de Tabacos Ltda. La carnicería de Darío Subiabre comunicaba: pasto, avena y leña en rajones y por carretadas. Carne fresca todos los días. Su ubicación calle Baquedano 397. Un poco más alarmista, la sastrería Marcone anunciaba; "¡Incendio! Gran quemazón de precios; trajes sobre medida de casimir inglés $ 400, abrigos para hombres desde $ 260, pantalón de montar con gamuza $ 120, bombachas para hombres $ 45, pantalón de casineta $ 32. Y un gran surtido en sombreros, zapatos, gorros y muchos otros artículos más, a precios fuera de toda competencia; por lo cual no deje de aprovechar esta ganga en la sastrería y tienda de Genaro MarconeEl Bazar y Tienda “El Invencible” anunciaba sus ofertas de revistas nacionales, argentinas y norteamericanas, además de un completo surtido en artículos de escritorio y utiles para colegiales. A su vez Casa Basoa ofrecía; paños para abrigos en colores de última moda, brocato de seda de diez hermosos colores, seda floreada en colores especiales para la temporada de verano. La Casa “Arabe” de Emilio Alay ubicada en calle Bories Nº 300, anunciaba liquidación de su sección tienda y zapatería, todo a bajo precio. Expendían además café molido, café caracolillo, huesillos, ciruelas secas, maiz, afrechillo en saco. La librería “El Cupido”, de Juan Adema, publicaba el inicio de sus actividades el 1 de junio de 1941, ofrecía a sus favorecedores artículos de regalos, juguetes norteamericanos, globos de goma, confitería, se indicaba también; “Tanto las revistas nacionales y extranjeras, como el diario “El Magallanes” continuarán su curso normal”, firmaba el aviso su gerente, Rene Adema G. La carnicería Sucursal Miguel Gasic, compraba grasa, cueros de chingue, liebre, gato montés, coipo y toda clase de productos regionales, además de compra y venta de animales en pie y carne fresca de cordero y capón. La relojería “Suiza” anunciaba sus discos recién recibidos; Paso del Pollo, fox-trot; Quiero verte una vez más,ango; Chiu Chiu, One step; La parranda, corrido; A Matu Yaney, Mapuchina; La copucha, corrido; La cueca chilota, cueca; Al compás del acordeón, polka; Lai Larai, tonada; Perdón es usted maravillosa, vals. La Casa Saldivia invitaba “pase a la Casa Saldivia que siempre será bien atendido”, ofrecía; surtido de galletas, confites y chocolates, ubicada en Bulnes 306, tenía además; Centollas, langostas, herizos picos, lenguas de cordero, pavitas en trozos, paté en latas, humitas, sardinas americanas y españolas, surtido de cholgas de Chiloé, luche, cochayuyo y ajos en cuelga. Vinos; Conchalí, Tocornal embotellado y en barrilitos de 26 lts., Torontel espumante en barriles, vino añejo, Pisco y Vermouth La feria Franca de Natales, de propiedad de Joaquín Fueyo, presentaba “Las últimas novedades” en zapatos. Para caballeros ofrecía “de la Argentina novedoso surtido de pantalones finos, paletó sports de muy buena clase y finos colores”, chompas de paño, abrigos de gabardina y camisas muy finas. Para los niños; “Chompas de buena calidad, pantalones cortos y zapatos argentinos” Gafo y Fernández vendía lana de vellones “por cualquier cantidad” y la existencia de diversa mercadería como; harina tandil, Arroz Sublime, cerveza limache, Ginger Ale REX, vino Concha y toro, además de Carbón de la mina Natales. Cigarrillos al por mayor; Embajadores, Particulares, Populares, Polo, Monarch. Premier y Baracoa. La Casa Iglesias, anunciaba “que desde 1908 ha estado al servicio de esta región, atiende a su distinguida clientela y público en general en su nuevo local frente a la caja de ahorros”. Secciones; Almacén, Tienda, Zapatería, Cristalería, Cigarros y Enlozados. Para 1943, el gran cine “Palace” anunciaba la cinta Argentina con Enrique Muíño “Cura Gaucho”, para el día sábado en funciones de vermouth y noche la emocionante cinta “Misterio de Muerte” con el gran actor Ralph Bellamy y el día domingo la cinta musical de la MGM con los grandes cantantes Jeanette Mac Donald y Nelson Eddy titulada “Soldado de Chocolate”. El 17 de abril de ese año se anunciaba “el acontecimiento cinematográfico más grande de todos los tiempos”; Lo que el viento se llevó, además se advertía; “será presentada exactamente como su estreno en Santiago, siendo la duración del espectáculo de cuatro horas” La Gasfitería de Germán Witt, de calle chorrillos Nº 2, anunciaba venta de calentadores y estufas. Compra de Zing, plomo y aluminio “pagando los mejores precios”, además contaba con un maestro especialista en reparación de armas de fuego. Por su parte la Sastrería Diaz, comunicaba que en el último sorteo salió favorecido el señor Ricardo Kruger y que “La corrección en el vestir es una aspiración que se satisface plenamente recurriendo a la SASTRERIA DIAZ que es sinónimo de corrección, Elegancia y economía y más que todo seriedad” Un derroche de originalidad, en materia de avisaje comercial, eran los siguientes “Significado de los sueños. Soñar con dinero significa que va a vender algunas especies a la Casa Compra y Venta en calle Bulnes 601”. Otro; “¡Defiendase!. Desde hoy defiendase del frío comprando un paletó, una chompa de cuero o una frasada gruesa de pura lana en BULNES 601”. Y este otro; “DINERO a granel. Es muy fácil conseguir: Sólo basta ofrecer en venta especies nuevas o usadas en BULNES 601”. Cada uno de estos avisos finalizaba con la siguiente frase “Donde hay una tetera” Anibal Pacheco ofrecía Articulos de Chiloé; “Con vapor “Alondra” recibí gran existencia de harina tostada deChiloé con linaza, chicha, marizcos, mangos de hacha y varios artículos de Chiloé” Las tiendas de “Ramos Generales”, los amables “boliches”, han ido desapareciendo lentamente, dejándonos un dejo de nostalgia, por un pasado que ya se retira. 


Jorge Díaz Bustamante


Bibliografia

"El Esfuerzo" 1939.1940, 1941, 1942
"El Austral" 1940, 1941, 1942, 1943 1945
 
Extractado de su libro: Última Esperanza: El paisaje y su habitante